21 Mayo 2018 | 22:58
Buenos Aires, T: °C | ST: °C 

y más...

"A Franquito le cayeron con el cuatriciclo encima y lo abandonaron como a un perro"

Lo dice Román Piacenti, quien estaba al cuidado de Franco Catanzaro (7) cuando el cuatriciclo de Agustín Ciari chocó contra el chico y lo mató.

  • achicar
  • agrandar
  • Imprimir
  • enviar

Piacentini, amigo de Juan Pablo Catanzaro, el papá de Franco. El hombre fue testigo del incidente. No vio exactamente el momento del impacto, pero asegura que estaba allí, a unos "20 o 50 metros" del lugar de la tragedia, porque había quedado a cargo de Franco, quien en ese momento andaba en su pequeño cuatri por una "olla" entre médanos junto a Enzo, su propio hijo, de 14 años.

Ciari venía encima de su Yamaha 450. Lo hacía junto a su primo, de 16 años, que lo acompañaba en tándem con otro cuatri de alta cilindrada. Piacentini cuenta que los vio venir, mientras su hijo adolescente y el chico "hacían vueltas en ocho" por un circuito en una zona sin médanos, pero sí con ondulaciones. "Venían corriendo una carrera, con ropa de competición, pechera, guantes, cascos, motores dos tiempos. Los veo entrar a 80 kilómetros por hora, que en la arena es muchísimo, entran derrapando y saltan la primera subida, saltan la segunda y de repente no los escucho más", detalla el hombre.

Piacentini admite que el hecho de que los menores manejen "es una contravención" y que está mal, pero insiste en que lo hacían en una zona segura. La costumbre de las dos familias, con casa en el barrio privado Costa Esmeralda, era ir con la camioneta 4×4 y tres cuatriciclos a la zona de playa, dentro de Nueva Atlantis, Partido de la Costa. "Siempre salíamos todos juntos, en caravana, y despacio. El cuatriciclo de Franquito era casi de juguete", compara.

Ese domingo de sol, Juan Pablo Catanzaro había ido hasta su casa a buscar la merienda y pagar a unos pintores. Su esposa (que no es la mamá del chico, quien estaba en Bariloche, donde vivía Franco) había salido a caminar y Piacentini se quedó en la playa con los nenes y los cuatris: su hijo Enzo, y Franco con su hermana de 12, más una amiga. "Fueron al agua y Franco y mi hijo me dijeron si los cruzaba por la calle por donde pasan los cuatriciclos y las camionetas, que querían andar. Ellos no saltaban médanos, hacían un circuito y daban círculos, como un ocho. Y yo los estaba vigilando. Les dije 'un ratito' y los llevé. Los perdía de vista solo cuando quedaban detrás de una subida", detalló.

La versión que difundieron fuentes de la causa judicial a partir de ese momento, en base supuestamente a testigos, es que Franco bajaba un médano y Ciari lo subía y así se dio el choque. Lo que cuenta Piacentini es distinto. "Hubieran chocado si venían con las cuatro ruedas, pero saltaron y el cuatriciclo le cayó literalmente encima, le pegó con el motor. El casco de Franco está partido en seis pedazos. Eso no es un accidente", remarca.

Para Piacentini Piacentini se trató de "un abandono de persona, lo dejaron tirado como un perro. Y a cargo de un chico de 14 años". Y reclama que el chico que produjo el accidente no fue detenido ni indagado por la policía ni por la justicia. 

  • achicar
  • agrandar
  • Imprimir
  • enviar

Fecha: 25/01/2018